CIENCIA

Qué cara de… ¿inteligente?

Cierto saber popular insiste en que es posible detectar la inteligencia o tontera de una persona con sólo mirarle la cara; esta idea, bastante debatida y contradicha, tiene el defecto de que para poder percibir la inteligencia ajena el observador debe ser, de por sí, inteligente, o tener un nivel extraordinario de percepción. Pero la ciencia ha dado un paso más en este camino, para establecer una premisa que permite advertir el nivel de inteligencia de una persona según sus rasgos faciales (en realidad, más que una persona habrá que decir “un hombre”, ya que el experimento no tuvo éxito en el análisis de rostros femeninos). La investigación fue realizada en la Universidad Charles, de Praga. Para el experimento, se tomaron las fotografías de ochenta hombres y mujeres, las cuales fueron presentadas a 160 estudiantes que, al verlas, debían calificar con puntos según su inteligencia supuesta. Esta puntuación fue comparada con la de los exámenes de cociente intelectual a los que se habían enfrentado los portadores de las caras retratadas. Según el artículo de la revista Plos One, los estudiantes pudieron reconocer con éxito la inteligencia de los voluntarios según sus caras… solo en el caso de los hombres. A lo que se suma el detalle desconcertante de que los rostros elegidos como más inteligentes (y que en efecto lo eran) no presentaban similitudes estadísticamente relevantes. 

Este sorprendente resultado fue explicado, en parte, por Karen Kleisner, director del estudio. “Las personas son capaces de evaluar con precisión la inteligencia de los hombres viendo sus caras, pero no es la forma de la cara masculina la que causa este efecto (…) sino algunos atributos del rostro, independientes de la forma de este, como los ojos, la mirada, el pelo o la piel”. Una lectura genética de este fenómeno indicaría que si los indicadores faciales de inteligencia son hereditarios, y los genes no están situados en el cromosoma Y, tanto los hijos como las hijas de un padre con rostro inteligente deberían tener los alelos correspondientes… claro que los signos faciales que indican inteligencia podrían tener un diformismo sexual, y sólo aparecer en las caras de los hombres, por alguna hormona esteroide. Otra explicación posible, bastante audaz, es que el atractivo de una cara de mujer puede confundir lo valores con los que se juzga su inteligencia. Finalmente, la teoría evolucionista explicaría que los hombres deben mostrar de manera ostensible su inteligencia ya que las mujeres buscan en ellos alguien inteligente, capaz de hacerse cargo de su descendencia.